FANDOM


Cómo Elegir a tu Dragón (How to Pick Your Dragon en inglés) es el séptimo episodio de la serie Dragones de Berk. Fué estrenado el 3 de octubre del 2012 en EUA y el 18 de marzo del 2013 en Latinoamérica.

TramaEditar

Estoico insiste en aprender a montar dragones, usando a Chimuelo para ello, pero lo agota demasiado por lo que Hipo se ve obligado a conseguirle un nuevo dragón.

SinopsisEditar

El episodio comienza con Bocón y Estoico investigando un barco pesquero que fue severamente dañado por un dragón robusto que robó el pescado sobre él, uno de los muchos barcos que sufrió el ataque del mismo dragón. Hipo intenta convencer a Estoico de montar dragones, apelando a los problemas actuales. Sin embargo, Bocón apela también, finalmente convenciéndolo de tener un dragón. Estoico voltea a Hipo y le pregunta dónde puede encontrar uno, pero Hipo prefiere primero enseñarle a volar.

A las afueras de la Academia de Dragones, Hipo le enseña a su padre las técnicas específicas para volar en Chimuelo; después de haber diseñado un estribo nuevo para el pie izquierdo de Estoico, él nota cómo montar y que llevarse bien con un dragón tiene que ver con la confianza. Demuestra esto diciéndole que apoye su mano en Chimuelo. Sin embargo, a Estoico le parece innecesario. Después de de un fallido y doloroso (para Chimuelo) intento de montar (y estrellarse en una playa con un enorme acantilado detrás), Estoico se rinde, pero se ve, una vez más, ante el problema de trepar el acantilado, por lo que se ve obligado a pedirle ayuda a Hipo.

Con Hipo al mando, vuelan sobre y alrededor de Berk (tomando la "ruta escénica", según lo declarado por Hipo). Hipo trata de apelar a él de nuevo, diciéndole que sería mucho más fácil su trabajo diario si montara un dragón. Estoico protesta diciendo que prefiere estar en el suelo, pero luego divisa un problema en un punto de la isla: un campo lleno de yaks tirados de costado (una típica broma de Brutacio y Brutilda). Después de que Chimuelo destrozara el obvio escondite de los gemelos, Estoico les ordena volver a parar a los yaks, y luego vuelan hacia adelante. Luego divisan a un montón de jabalíes molestos comiéndose un campo de vegetales en crecimiento e Hipo ordena a Chimuelo que los ahuyente con un disparo de plasma; Estoico ordena disparar de nuevo pero sólo porque le gusta el sonido que hace. Hipo luego vuela por encima de las nubes para ver la isla desde arriba. Su padre se asombra de su belleza, dándose cuenta de todo lo que se perdió incluso con sus exploraciones a la isla a lo largo de su vida. Al principio Hipo asumió que Estoico sólo estaba hablando de la vista, pero él le explica que también está viendo la isla desde el punto de vista de un casique. Él dirige los ojos de su heredero hacia el pueblo, diciendo que él puede ver a sus habitantes y que todos están a salvo; él concluye que el ver esto, le dejó un buen sentimiento en su interior. Estoico finalmente se convence de cómo el uso de un dragón podría ayudar en su puesto como jefe.

A la mañana siguiente, Hipo se despierta para descubrir que Chimuelo no está. Cuando da un paso a fuera, él, Astrid y Patapez presencian a Estoico volando mal a Chimuelo de nuevo. Aterriza, explicando que ha estado por todo Berk gracias a la ayuda de Chimuelo (quien obviamente está MUY cansado) y que sólo vino a casa para buscar su hacha para ayudar a Patón Jorgenson a destruir una valla. Hipo trata de decirle que no debería seguir esforzando así a Chimuelo, pero Estoico lo mal interpreta diciendo que Chimuelo podría fácilmente resolverlo todo con un disparo de plasma. El pobre dragón, a pesar de sus quejas, no tiene otra opción y deja a Estoico montarse sobre él. Antes de salir volando otra ves, Hipo le asegura a Chimuelo que él encontrará una solución pronto. Más tarde, se demuestra que Estoico aprendió a controlar el estribo, ya que dirigió a los jabalíes a los establos (como lo hizo Hipo en Cómo empezar una escuela de dragones), recuperó barriles perdidos y ayudó en la pesca, recibiendo el agradecimiento de los habitantes. Sin embargo al final del día, le agradece a Chimuelo y pretende salir en él mañana. Los gestos exhaustos del dragón causan que Hipo le diga a Astrid que esos son los resultados de ser montado todo el día por un hombre de casi 400 libras. Astrid le dice que por lo menos logró que su padre montara un dragón, a lo que Hipo responde diciendo que ahora tiene que bajarlo. Astrid le aconseja que use la técnica de "La miel y el hacha", que consiste en elogiarlo primero y luego darle las malas noticias.

A la mañana siguiente, Estoico busca a Chimuelo, pero no puede encontrarlo... porque Chimuelo, incapaz de simplemente rechazar a Estoico como jinete, ha optado por esconderse. Hipo intenta hablarle a su papá, primero alagándolo, pero Estoico se da cuenta de su estrategia y le dice que le de directamente "el hacha". Derrotado, Hipo se queja de que Chimuelo es su dragón y que él debería tener uno diferente. Estoico lo considera justo, y le pide a Hipo que le consiga otro dragón.

Ese día, en la Academia de Dragones, él mira a todos los dragones (con la obvia excepción de los Terrible Terror). Patán trata de apelar a él usando un tono de vendedor, pero solo trataba de bromear con Estoico haciendo que se sentara en Colmillo y luego decirle que se prendiera en llamas. Como resultado, el trasero de Estoico se prendió en llamas, causando que saltara al agua. Luego se fija en el Mortífero Nadder esperando encontrar algo, pero, como resultado por darle un golpe muy duro en la nariz, es casi atravesado por varias espinas. Llega a la conclusión de que no tiene interés en ninguno de ellos porque está buscando un dragón "tan bueno como Chimuelo". Hipo lo cree pero le dice: "Chimuelo es el único Furia Nocturna en Berk y es mío".

De repente, Bocón les informa a todos que el dragón robusto está atacando otro barco. Al mismo tiempo, Hipo y Estoico se van con Chimuelo para hacerle frente a la situación. Descubren que el dragón robusto es un Trueno Tambor, descrito como uno de los dragones más poderosos. Abono y Cubeta solo tienen sus remos para defender su pesca, y después de derribar el mástil el Trueno Tambor logra arrebatárselos. Impresionado con el espíritu de lucha y coraje del dragón cuando está en pelea, Estoico lo captura con una red de pesca y dice "Este es el indicado, Hipo. Encontré a mi dragón. Todo lo que tienes que hacer es entrenarlo para mi". Mirando al obviamente salvaje Trueno Tambor, Hipo, Abono, Cubeta y Chimuelo se quedan sin palabras.

Sin embargo, se lo llevan a La Academia, atado con un bozal para que no pudiera usar su rugido sónico. Hipo intenta hacer que los dos se confíen mutuamente, pero los dos son demasiado tercos y no se confían plenamente; el dragón le quiso morder la mano a Estoico, pero este consigue quitar la mano a tiempo y le golpea, haciendo que Hipo diga: "Oye, ¿qué le paso a la confianza?". Estoico le responde: "Díselo a él. Él es el que intentó arrancarme la mano". Pero Estoico aun así no acepta un "no" como respuesta e intenta volar en él, en contra de su voluntad.

Más tarde, Estoico regresa con Hipo diciéndole que su Trueno Tambor se escapó después de tirarlo. Todos los jinetes vuelan en diferentes direcciones, tratando de encontrarlo. Estoico e Hipo (los dos en Chimuelo) lo encuentran en la entrada de una pequeña cueva y en un momento casi al atacar, Chimuelo se pone nervioso y se molesta pero Hipo lo calma. Cuando Estoico se acerca con una pequeña maza en mano para pelear con su dragón una ves más, él ve a un Trueno Tambor púrpura con un ala lastimada. Estoico rápidamente se da cuenta de por qué el dragón estaba robando sus pescas; porque el dragón herído no podía cazar ni valerse por sí mismo. Estoico le ordena a Hipo que reúna a los otros entrenadores y se queda con su Trueno Tambor para investigar el problema.

Los jabalíes sintieron el olor del Trueno Tambor herído y comenzaron a moverse en su dirección, pero Estoico combate contra ellos junto a su dragón, desarrollando un lazo de confianza entre ellos y derrotando a los jabalíes juntos. En el proceso, Estoico le retira el bozal a su dragón, y éste le permite montarlo. Como uno, esperan el momento exacto, entonces Estoico le da la señal al dragón para que ruja, lo que manda a volar a todos los jabalíes.

Estoico y su dragón ahora se confían el uno al otro y tienen una buena relación, mientras que el Trueno Tambor violeta es cargado hacia Berk para ser curado por Bocón. Después de que Estoico ayudara a remolcar dos barcos del puerto desde el aire, padre e hijo vuelan sobre las aguas de Berk juntos, con Tornado rujiendo y Chimuelo respondiéndole.

Eventos importantesEditar

  • Primera aparición del Trueno Tambor en la serie.
  • Estoico entrena a su primer dragón.

GaleríaEditar

Para ver la galería haga clic aquí.
Estoico entrena a tornado

¡Interferencia de bloqueo de anuncios detectada!


Wikia es un sitio libre de uso que hace dinero de la publicidad. Contamos con una experiencia modificada para los visitantes que utilizan el bloqueo de anuncios

Wikia no es accesible si se han hecho aún más modificaciones. Si se quita el bloqueador de anuncios personalizado, la página cargará como se esperaba.

También en FANDOM

Wiki al azar